Continúan las labores de conservación y preservación en los cotos de la Comunidad Valenciana

Seguimos recibiendo muestras de actividades de conservación y preservación del colectivo cinegético, dentro de la campaña “Cuidemos lo nuestro”, propuesta por la Federación de Caza de la Comunidad Valenciana. Esta iniciativa pretende visualizar la labor de los cazadores en el monte y los trabajos que realizan con sus propios recursos.

El Club de Cazadores “La Concordia” de Llíria ha rellenado los bebederos y comederos que tiene colocados por el acotado y ha construido nuevos bebederos de cemento para aportar suplemento de agua a la fauna. Una labor que realizan desinteresadamente los cazadores y de la que se benefician todas las especies, cinegéticas o no cinegéticas. También ha limpiado, arreglado y rellenado las balsas y ha limpiado los accesos. La sociedad edetana en tan solo un día alcanza los 40 mil litros de agua.

También, el Club de Cazadores de Gilet ha realizado numerosas mejoras en su acotado. En concreto, ha limpiado, revisado y rellenado las 7 balsas con alrededor de 5.000 litros de agua en total. Sólo la más grande de ellas tiene capacidad para albergar 3.000 litros.

Asimismo, se han colocado nuevos comederos y bebederos, también de cemento, en los que constantemente se reparte trigo y agua para alimentar y dar de beber a la fauna silvestre. El club de cazadores también ha arreglado y limpiado caminos para facilitar el acceso. 

El Club de Caza de Beniarrés está construyendo 4 nuevas charcas en la zona de monte donde escasea el agua, con una capacidad de unos 3000 litros que se suman a la red de bebederos y comederos que hay instalados por el coto.

En Benasau, el Club Bacardí está realizando mejoras en su acotado. Entre ellas, destacan los contenedores para recoger vainas, que han sido un éxito en el club.

La sociedad de cazadores Los Gavilanes de La Yesa ha llenado los navajos y bebederos de su acotado. Una manera de contribuir al cuidado de la fauna y proporcionar agua a los animales en estos meses de calor extremo..

Por su parte, el Club de Cazadores de Alberic ha construido dos nuevas balsas. También se han tirado más de 4000 kilos de comida para todas las especies (maíz, trigo, pipas…).

El Club de Cazadores de Pego ha seguido realizando mejoras y ha limpiado y arreglado los caminos de acceso. También, el club de cazadores El Zorro de Castellnovo, continúa con las labores de mantenimiento y cuidado del coto. Esta vez los socios del club han creado puntos de comida y agua seguros,  para mantener protegidos a los animales silvestres de sus depredadores, mientras están alimentándose.